El hombre que se levanta es aún más grande que el que no ha caído.

Concepción Arenal